Presentación del vino Diez Lustros y posterior conferencia.

Ayer, día tres de noviembre, volvimos a disfrutar de un acto más de los conmemorativos del CINCUENTENARIO de nuestra hermandad del Rocío: Presentación del vino DIEZ LUSTROS, etiquetado y envasado especialmente para el cincuentenario por bodegas Zugober (Eduardo Gómez Palma) y la conferencia ORÍGENES DE LA DEVOCIÓN A LA VIRGEN DEL ROCÍO EN LOS PALACIOS, a cargo de D. Julio Mayo Rodríguez, historiador y archivero.

Con el salón de la casa-hermandad completamente lleno de asistentes, dio comienzo el acto a las 21:15h. nuestro director espiritual, D. Luis invitó a saludar a nuestra Madre del Rocío con el Ave María. Presiden la mesa: el presidente de la hermandad matriz de Almonte, D. Santiago Padilla Díaz de la Serna, nuestro hermano mayor D. Federico Maestre Pérez, D. Luis Merello Govantes, D. Juan Antº. Poley Gámez, D. Julio Mayo Rodríguez y D. Eduardo Gómez Palma.

El hermano mayor cede la palabra al Sr. Poley que será quien presente el acto. Comienza presentando a D. Eduardo Gómez Palma, enólogo y bodeguero, hace una semblanza de su familia, palaciega, pertenece a la familia de los Gómez Cangas-Argüelles, y pasa a destacar su amor por la profesión elegida, enólogo y el haber cumplido su sueño, bodeguero en La Rioja. El Sr. Poley le manifiesta su agradecimiento en nombre de la hermandad, al haber respondido con tanta generosidad y premura a la petición de envasar y etiquetar un vino especial para la conmemoración del CINCUENTENARIO de nuestra hermandad: DIEZ LUSTROS. D. Eduardo responde con palabras de agradecimiento y se siente orgulloso de haberlo hecho.


Continúa el Sr Poley y nos dice que Julio Mayo no necesita presentación, es conocido de todos, pero su obra, su trabajo de investigación histórica, el rigor de su obra, la profundidad de sus conocimientos, eso debían conocerlo todos los palaciegos. A Julio Mayo se le debe…

Y el conferenciante, Julio Mayo, tomó la palabra y con su palabra y con sus imágenes ilustradas, nos fue llevando por lugares, fechas, familias, acontecimientos, descubriendo ese mundo oculto que sólo los investigadores saben descubrir para luego ponerlo a nuestro alcance y conocer más profundamente aquello que amamos, en este caso Nuestra Madre,

La Santísima Virgen del Rocío. Casi una hora duró su conferencia, pero se hizo cortísimo el tiempo, los asistentes le agradecimos con una fuerte y larga ovación.

D. Santiago Padilla agradeció a la hermandad su invitación, manifestó su vinculación y la de la hermandad matriz con Julio Mayo, y como hace siempre terminó con su viva a la Virgen del Rocío. Terminamos rezando la Salve a la Virgen del Rocío.

Se dio a catar el nuevo vino DIEZ LUSTROS, acompañado de unos aperitivos. Por cierto, el vino es un rioja crianza excelente.



Noticias

Bienvenido

Visítanos en

 

  • Facebook Social Icon
  • Twitter Social Icon
  • YouTube Social  Icon
Archivos de Noticias